Se estima que casi la mitad de la población ecuatoriana depende directamente de los bosques para su sustento. Sin embargo, en las últimas décadas, el país perdió 2,2 millones de hectáreas de bosques nativos. También perdimos alimentos, madera, reservas de agua, biodiversidad, almacenamiento de carbono y otros servicios ecosistémicos que nos brindan los bosques. Con cada una de estas pérdidas, nuestro futuro se nos escapa de las manos.

Es una realidad que la vulnerabilidad a los efectos negativos del cambio climático no es igual para todas las personas, pues depende de sus capacidades para adaptarse y de su situación económica, social y cultural. En Ecuador se estima que el 32% de la población ecuatoriana vive bajo condiciones de pobreza, y gran parte de ella depende de los recursos naturales. En el mundo entero ha aumentado la vulnerabilidad ante las amenazas naturales y Ecuador no es la excepción. Si bien es cierto, nuestra ubicación geográfica y la incidencia de condiciones ambientales y climáticas hacen que nuestro país se considere megadiverso, la misma alta complejidad geológica nos expone a situaciones de emergencia o desastres como inundaciones y sequías. La amenaza de estos eventos se multiplica antes los efectos negativos del cambio climático, en especial a la economía, a la biodiversidad y aumenta la brecha de desigualdad de género y de grupos marginados.

Al tiempo que enfrentamos esta realidad, los invitamos a imaginar con nosotros otro camino, uno en el que transformemos nuestra relación con el planeta. Te invitamos a actuar también con nosotros; podemos cocrear una nueva visión. Del 4 al 6 de octubre de 2021, el evento virtual Nature for Life Hub, coincidiendo con la 76a Asamblea General de las Naciones Unidas, nos convoca a todos y todas - activistas, líderes filantrópicos, empresas, científicos, cabezas de Estado y representantes indígenas - para hacer los cambios transformadores necesarios para un futuro positivo para la naturaleza.

El día 1 del Hub, el 4 de octubre de 2021, Transformando nuestra relación con el planeta, ofrece poderosos ejemplos de iniciativas que están comenzando este cambio transformador a nivel local, global y nacional. Como contribución de Ecuador, compartimos la experiencia de cómo los mapas nos ayudan a reunir a diversas partes interesadas para poner a la naturaleza en el centro del desarrollo sostenible. Estamos trabajando con todo tipo de personas en nuestro país, los principales científicos del mundo y nuestro gobierno para crear juntos un mapa de esperanza que nos indica dónde actuar por la naturaleza, el clima y la humanidad.

Los mapas nos ayudan a ver dónde está prosperando la naturaleza, dónde está siendo destruida y dónde está contribuyendo al desarrollo económico. En Ecuador, estamos utilizando mapas para orientar las transiciones impulsadas por la ciudadanía hacia un modelo de desarrollo positivo para la naturaleza. Reunir a expertos y expertas nacionales para una serie de consultas virtuales nos ayudó a tomar estas decisiones. Hemos trabajado juntos para identificar un conjunto de los principales objetivos de política nacional relacionados con la naturaleza, el clima y el desarrollo sostenible. Utilizando datos espaciales para representar estas ideas, identificamos una serie de áreas esenciales de soporte vital, o ELSA (por sus siglas en inglés), que si se protegen, se gestionan de forma sostenible o se restauran, pueden proporcionar los servicios del ecosistema que son fundamentales para el bienestar de la humanidad, como el almacenamiento de carbono, alimentos, agua dulce, filtración de agua y reducción del riesgo de desastres. Después de perfeccionar este proceso a través de varias iteraciones y crear mapas de esperanza para temas específicos, estamos incorporando los resultados en las políticas nacionales para la naturaleza, el clima y el desarrollo.

Los mapas de ELSA son una herramienta clave para ayudarnos a generar consenso sobre cómo y dónde actuar, involucrando a responsables políticos en torno al objetivo común de salvaguardar nuestra red de seguridad planetaria. Mientras enfrentamos la realidad de que los esfuerzos de conservación por sí solos no pueden detener la degradación ambiental en Ecuador, el proceso ELSA nos está ayudando a convocar a diversos grupos de tomadores de decisiones para determinar las mejores formas de abordar el posible colapso del ecosistema. Personas interesadas ​​pueden visualizar, seleccionar y promover soluciones que garanticen el acceso al agua, la protección de los bosques y nuestro derecho a vivir en un medio ambiente sano y ecológicamente equilibrado.

Estas soluciones se ven reflejadas en la reciente ratificación del Acuerdo Regional Escazú, que permite a Ecuador promover el desarrollo sostenible, luchar contra la desigualdad en América Latina y garantizar el acceso a la información y a la participación pública en los asuntos ambientales. Además de otras políticas y planes desarrollados por el país en materia de gestión de recursos hídricos, conservación de la biodiversidad y adaptación y mitigación al cambio climático. Adicionalmente, Ecuador cuenta con una base de datos cartográficos de libre acceso, sin embargo, es de conocimiento general que existe información valiosa que no es de fácil acceso, no ha sido validada o no puede utilizarse de forma efectiva. El trabajo colaborativo de la creación de los mapas ELSA ha permitido visibilizar la necesidad de contar con espacios de consulta para la toma de decisiones estratégicas junto a expertos, que sea basada en los datos disponibles, aprovechando así la información generada desde otras iniciativas desarrolladas por el país.

Durante el Día 1 del Nature for Life Hub, escucha las voces que mapean la esperanza en Camboya, Costa Rica, Colombia, República Dominicana, Ecuador y Sudamérica. Viaja a un mundo donde los pueblos indígenas de la Amazonía ecuatoriana pueden mapear las tierras que han protegido durante milenios en una aplicación móvil, incluso sin conexión a Internet. Aprende cómo un satélite que recorre el cielo puede documentar la deforestación y alertar a la comunidad y a las autoridades gubernamentales a través de sus teléfonos móviles. Ve cómo el Laboratorio de Biodiversidad 2.0 del PNUD permite el acceso a más de 400 mapas y conjuntos de datos sobre la naturaleza, el cambio climático y el desarrollo humano para generar información para políticas y acciones transformadoras.

Cada día es una oportunidad para actuar. Únete en el Día 1 del Nature for Life Hub el 4 de octubre de 2021 para aprender cómo usamos los datos para poner la naturaleza en el centro de la planificación del desarrollo. Inspírate para co-crear un futuro positivo para la naturaleza. Juntos, juntas, podemos transformar nuestra relación con el planeta y darle calidad a nuestro futuro en la Tierra.

 

Autoras:

Christina Supples, asesora sénior de Políticas sobre Diversidad Biológica del PNUD

Lea Phillips, analista de Planificación Espacial del PNUD

 

Apoyo en revisión:

Verónica Córdova, técnica de Seguimiento del Área de Ambiente y Energía del PNUD en Ecuador

José Martino, oficial de Comunicación del PNUD en Ecuador

Icon of SDG 0

PNUD En el mundo

Estás en PNUD Ecuador 
Ir a PNUD Global