Foto: Proyecto Cadenas Mundiales Sostenibles de Productos del Mar/ PNUD Ecuador.

Los resultados de la última evaluación de stocks de seis especies de pelágicos pequeños en Ecuador muestran una mejora en el estado de la población y la sostenibilidad de la pesquería.

La última evaluación de stocks desarrollada por el Instituto Público de Investigación de Acuicultura y Pesca (IPIAP) sobre el estado de las poblaciones de pelágicos pequeños en el Ecuador, muestra un progreso significativo en el estado de las especies Botella, Chuhueco, Macarela, Pinchagua, Picudillo y Sardina de la región entre el 2017 y 2019. Este reporte indica que en 2017 se partía de una situación en la cual existía un 100 % de sobreexplotación en estas seis especies y un 50 % en estado de sobrepesca, para 2019 se determinó que 2 especies, Botella y Pinchagua, habían salido de su estado de sobreexplotación y que ninguna de ellas presenta niveles sobrepesca.

Juan Javier García Bodniza, director del IPIAP, afirmó "el desarrollo de esta última evaluación de stocks permitió evidenciar que el trabajo conjunto entre el sector público y privado está dando resultados favorables para la recuperación de las poblaciones de especies pelágicas. Como autoridad nacional de investigación para este sector, nuestro compromiso y trabajo estará siempre encaminado a guiar la toma de decisiones basada en datos generados por nuestros científicos, contribuyendo así a la sostenibilidad de los recursos pesqueros en el Ecuador". 

Proyecto de mejora pesquera impulsa medidas de sostenibilidad

Desde 2018, con el esfuerzo de 22 empresas ecuatorianas de la cadena de suministro de la pesquería de pelágicos pequeños, se estableció el Proyecto de Mejora Pesquera para la Pesquería de Pelágicos (SPS-FIP),  cuyo objetivo es mejorar la sostenibilidad de estos recursos a través de mejoras medibles y verificables.

Entre las medidas implementadas hasta ahora, se incluyen medidas de ordenamiento voluntarias para reducir el esfuerzo pesquero y mejorar el estado de la población de estas especies y su sostenibilidad. Destacan la extensión de la temporada de veda de la pesquería (en dos períodos), con un total de 61 días en 2017, 77 días en 2018, 83 días en 2019 y 80 días en 2020; y el establecimiento de un cierre de siete días cada luna llena mensualmente.

“Este FIP representa nuestro deseo de garantizar el suministro de pescado generaciones futuras y de trabajar en un entorno de respeto por la ley y la naturaleza. Este viaje ha sido complicado y el entorno económico ha sido desafiante, con bajas capturas en los últimos años y la pandemia. A pesar de esto, se han alcanzado hitos y el estado de la pesquería ha mejorado ”, resalta Carlos Cacao, presidente de la Comisión de Pequeños Pelágicos del Cámara Nacional de Pesquería.

Paralelamente, el Gobierno ecuatoriano lidera un sistema de gobernanza participativo denominado ‘Plataforma Sostenible de Diálogo’, en el cual participan autoridades gubernamentales, actores del sector privado, pescadores, procesadores, científicos y sociedad civil. Actualmente, se trabaja en elaborar el primer Plan de Acción y Manejo para la Pesquería de Pelágicos Pequeños, con el fin de mejorar el desempeño ambiental, social y económico de esta pesquería y servir  de ejemplo para trabajar con otras especies, como es el caso del dorado.

"Ecuador está demostrando que los procesos estructurados que empoderan y promueven alianzas público-privadas contribuyen a fortalecer una gobernanza participativa que, a su vez, ayuda a mejorar los niveles de sostenibilidad de las pesquerías y su cadena de suministro. Estos resultados nos alientan a continuar con nuestro trabajo por un objetivo común de alcanzar la sostenibilidad de los recursos pesqueros", destacó Andrés Arens, Viceministro de Acuacultura y Pesca.

La Plataforma Sostenible y el Proyecto de Mejora Pesquera cuentan con el apoyo técnico del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) y la ONG, Sustainable Fisheries Partnership (SFP), a través del proyecto internacional ‘Cadenas Mundiales Sostenibles de Productos del Mar’,  financiado por el Fondo para el Medio Ambiente Mundial (FMAM). 

Pelágicos pequeños, especies clave para industria pesquera ecuatoriana

Los peces pelágicos pequeños forman parte de los recursos pesqueros de mayor importancia económica y social del Ecuador. Su actividad extractiva, desembarques, procesamiento (enlatados y harina de pescado) y exportaciones generan un rubro alto de divisas, razón por la cual es reconocida como la segunda pesquería más importante del país.

 

Los recursos considerados en esta pesquería desempeñan un rol ecológico clave en los ecosistemas marinos, por lo tanto, las acciónes y el compromiso de los diferentes sectores no solo contribuyen a lograr la sostenibilidad de estos recursos, sino que también sirven de ejemplo para replicarlos en otras pesquerías.

Más información en: http://pesqueriassostenibles.produccion.gob.ec/

Icon of SDG 14

PNUD En el mundo

Estás en PNUD Ecuador 
Ir a PNUD Global